Publicado el

Bioimpedancia

Análisis bioeléctrico de la impedancia

La bioimpedancia o BIA (análisis bioeléctrico de la impedancia) es considerado uno de los métodos más confiables para hacer un escaneo de la grasa corporal.

Con la bioimpedancia convencioneal se ha de pesar a la persona, medirla, indicar el género y otras características físicas como tipo de cuerpo, nivel de actividad, grupo étnico y, toda esta información, se ingresa en un ordenador.

Mientras la persona está en reposo, se le conectan electrodos a varias partes del cuerpo y pequeñas corrientes eléctricas circulan por él.

La bioimpedancia mide la impedancia o resistencia a las señales mientras recorren el agua que encuentran en los músculos y la grasa. Cuanto más músculo tiene una persona, más agua su cuerpo puede contener.

Cuanto mayor es la cantidad de agua en el cuerpo de una persona, más fácil es para la corriente pasar a través. Cuanta más grasa hay, más resistencia encuentra la corriente.

La bioimpedancia es segura y no es dolorosa. De hecho las señales percibidas no pueden ser percibidas por adultos ni por niños.

Método de bioimpedancia Tanita (registrado)

Tanita ha registrado un nuevo y revolucionario sistema de medición con bioimpedancia que es más rápido, más simple, menos invasivo y con una medición precisa a través de un proceso rápido.

De hecho, Tanita, fue la primera empresa que introdujo en el mundo los monitores de grasa. Los medidores de grasa Tanita tienen el aspecto de una báscula de baño.

El usuario ingresa su edad, género y altura, luego sube a la plataforma. Los electrodos debajo de los pies son sensores que envían una señal segura y baja alrededor del cuerpo.

El peso se calcula automáticamente junto con el cálculo de la masa grasa de manera automática con bioimpedancia. Todo los medidores de grasa de la marca Tanita usan este sistema de bioimpedancia patentado